El tiempo - Tutiempo.net

 




    LNI      Campo de Gibraltar






La imagen puede contener: 4 personas, personas de pie, teléfono y texto

Entrevista a Aitor Santos, capitán del Algeciras C.F. en el último ascenso a Segunda A


Aitor Santos (Pamplona, 1976), es sin lugar a dudas uno de los jugadores más queridos y recordados por la hinchada algecirista. 


El medio punta navarro jugó en el Racing de Ferrol, debutando muy joven en 2ªB con el Izarra, y fichando con 19 años por el Osasuna Promesas, como titular indiscutible desde el primer día. Desde el Talavera recaló en el Algeciras CF en 2001, en el que jugaría cuatro temporadas, incluyendo el histórico ascenso de la mano de José Luis Montes a Segunda A, donde debutó con el conjunto albirrojo jugando 2742 minutos y disputando 36 partidos. 


Siempre serán recordadas sus entradas por la banda derecha, su garra, su velocidad. Y nunca al margen de una inusual capacidad goleadora para el puesto que ocupaba. 


A pesar de su titánica aportación al equipo, el Algeciras C.F. no pudo evitar el descenso a 2ºB tras su fugaz paso por la categoría de plata.


Ídolo entonces para la afición algecirista, ya hoy convertido en leyenda para la posteridad, Aitor Santos ha seguido y sigue muy de cerca la actualidad del club albirrojo, al que considera su equipo. 18 años después, y a mil kilómetros de distancia, hablamos con el capitán artífice de aquel último ascenso a Segunda División A. 


¿Cómo recuerda aquel ascenso siendo capitán del Algeciras?


Dada la situación en la que ahora mismo se encuentra el Algeciras C.F., los recuerdos están más latentes que nunca. Parece mentira que hayan pasado ya tantos años. Yo lo recuerdo como si hubiera sido ayer. No sé, por decirte alguna cosa a parte del propio juego, recuerdo que estuvimos haciendo una mini pretemporada por Marbella. Recuerdo ir a El Corte Inglés a probarnos unos pantalones y unos polos, para viajar un poco más formales y dejar el chándal un poco más apartado. El viajar en tren, Algeciras-Madrid... ese que a día de hoy leo que da tantos problemas a las personas de Algeciras. Recuerdo el viaje Zamora-Madrid después del 0-1 con las ventanas del bus rotas al recibir las pedradas con las que nos despidieron del 'Ruta de la Plata'. La verdad que son muchos, podría estar horas y horas contando recuerdos.


¿Cuáles crees que fueron en aquel entonces las claves del ascenso a Segunda A?


La clave, pues realmente no lo sé, para mi fue un cúmulo de factores los que nos llevaron a conseguir ese ascenso. Para empezar el club por aquel entonces estaba saneado, eso es importantísimo para una plantilla de profesionales, saber que al día acordado y firmado iban a recibir sus nóminas.


Y aprovecho esta oportunidad que me dais, que nunca lo he dicho antes en ninguna de las entrevistas que he hecho, y creo que hoy es el día, para agradecer a D. Bernardo Martín Godoy de todo corazón que me diera la oportunidad de pertenecer a aquella plantilla, que pese al paso de tantos años aún se nos recuerda. Si no llega a ser por el presidente, esa temporada yo no hubiese vestido la camiseta albirroja. Y bueno, ahí lo dejo. Gracias presi.


Siguiendo con la pregunta, dejando atrás este inciso, pues bueno, otro factor era el grupo que había. Desde el más alto; presidente, toda la junta directiva, pasando por la plantilla, el míster (que también se nos fue antes de tiempo), Juan el masajista, el utillero Pepe (el Lebrija)... La verdad que claro que hubo roces y piques, pero se solucionaban enseguida, y todo el mundo sabía cual era su papel en el equipo, y no había grandes egos. Todos íbamos a lo mismo, creíamos en lo que se nos decía, en las cosas que teníamos que hacer para ganar los partidos. Y yo creo que entrada ya la liga nos fuimos viendo en los puestos de play-off y nos dimos cuenta de que pasito a pasito no nos bajaba nadie de ahí, y cogimos mucha confianza en lo que hacíamos. Era un equipo que empezaba siempre con el lema de "puerta a 0". Trabajo, trabajo y más trabajo. Si hacíamos un gol, al 90% ya sabíamos que ese partido no se nos iba.


¿Ve al Algeciras 18 años después de nuevo en Segunda A?


¡Ojalá! Sí, por supuesto. Me encantaría. Me gustaría por ponerte un ejemplo, ir la temporada que viene a Eibar a ver al Algeciras C.F.


Foto decida por A. Santos 


¿Tenías algún ritual antes de saltar al campo?


Sí claro. Unos cuantos. Jugaba con el mismo calzoncillo todo el año. Imagina terminada la temporada (risas). El mismo todos los partidos, pero se lavaba después de los partidos, por si alguno igual piensa otra cosa (risas). También empezaba a vestirme siempre por la pierna derecha; espinillera, media, bota... siempre pie derecho primero. Al entrar al campo igual, pie derecho y nunca pisar la línea. Me gustaba salir el último, pero cuando me tocó llevar el brazalete de capitán ya no me dejaron, y pasé del último al primero. Y la última que recuerde, y la cuestión es que muy creyente no es que sea... pero en ese vestuario cada uno, no todos, pero muchos tenían su estampita de alguna virgen. No sé, la de su pueblo, la del Rocío... había muchas. Y aunque como te he dicho no creo mucho, pero por si acaso, hice que me mandaran una estampa de San Fermín, y ahí la tenía puesta en mi sitio del vestuario.


¿Qué mensaje mandarías en estos momentos al Algecirismo?


Que apoyen a los chicos, que estén con el equipo. Que se miren hacia adentro y que vean donde quieren ver al Algeciras. Y para el que pita... de verdad, antes de hacerlo que piense un poco y que reflexione a ver si el pitar a un jugador o a un entrenador ayuda a ganar un partido. Al equipo siempre hay que animarlo, no hay que mermarlo. Así que ese sería mi mensaje, que estén con el equipo, con todo lo que esa palabra abarca. ¡Equipo!.




¿Qué recuerdos guarda de la ciudad de Algeciras?


Recuerdos todos. Fueron cuatro años maravillosos, y no solo en lo futbolístico. Ya hablando de lo personal, para mi Algeciras siempre tiene y tendrá su lugar en mi corazón, en mi vida, en mi día a día. A mi Algeciras me viene todos los días a la mente, no exagero. Todos los días. Por un motivo o por otro. Estoy más puesto en la actualidad de Algeciras que de la de Pamplona. Además 18 años hace o va a hacer del ascenso a Segunda A. En este tiempo, yo he bajado a Algeciras cuatro o cinco veces, y por el tema de pandemia este último verano no pude hacerlo, pero pensaba haberlo hecho. Así que, como vulgarmente se dice, "amenazo con estar por ahí más pronto que tarde".


¿Qué es de Aitor Santos en la actualidad?


Ahora mismo con la que tenemos encima, puedo decir que tengo trabajo. Estoy en hostelería, aquí en Pamplona. Y referente al fútbol, estoy con el juvenil de División de Honor del A.D. San Juan, que es el club donde yo empecé con nueve años a dar patadas a un balón, y donde mis amigos de siempre jugaron y aún hay alguno que sigue colaborando, entrenando... o arrimando el hombro como se dice.




¿Puede compartir alguna anécdota de su paso por el Algeciras?


Una de José Luis Montes. Bueno la de pretemporada en Sierra Nevada del ascensor con Abel ya esta muy contada. Esta no se si se sabe, pero bueno ahí va.


Íbamos en el bus de vuelta después del 0-1 en Zamora en el play-off, y quedaban pocos kilómetros para llegar a Madrid. Era tardísimo, no sé seguro, pero sobre la 1:30 - 2 de la madrugada. Bueno, pues con el subidón de haber ganado, se nos vino a la cabeza la posibilidad de salir a celebrar la victoria por Madrid. Así que fuimos al primer asiento del bus, donde estaba sentado "el Bigotes" y le pedimos permiso. Nos dio el sí. Como he dicho antes era tardísimo e íbamos vestidos todos iguales. Imaginaos a 20 tiarrones en un bus a la 1:30 de la mañana a todo correr buscando cada uno su bolso en la oscuridad, para cambiarse de ropa y ponerse la suya de calle. Hubo también casos, como el mío personal, que a la búsqueda del bolso, hubo que sumarle la del afeitado. ¡Aquello fue una locura! (risas)


No acaba ahí la historia. Todo el que salió, creo que fuimos todos, estábamos ya preparados para llegar al hotel y volar. En ese momento que entrábamos en Madrid, se me ocurrió que ya que era tan tarde, y tener que ir al hotel y luego desplazarnos en taxi a donde fuera que iríamos.... por qué no acercarse otra vez al sitio del míster, y pedirle por favor si el autobús nos podía dejar en la famosa Puerta del Sol. No se me olvidará en la vida la mirada que me tiró por encima del hombro, así como de reojo. Tragué saliva, cara de bueno, media sonrisa y a esperar respuesta. Y respuesta afirmativa. Llegamos con el bus hasta el reloj de las campanas. Entonces, todos terminando de prepararnos como pudimos, cuando de repente se levantó Montes, nos miró a todos desde su asiento, y no recuerdo 100%  la frase que dijo, pero algo parecido a "Manda cojones que haya que traeros hasta aquí... esto no se ha visto en la vida". Esta frase la soltó, para aquellos que lean esta entrevista, que lo conozca pero que no estaban en el bus, la soltó enérgico, como él era, con un vozarrón que acojonaba. Pero nosotros, que lo conocíamos, sabíamos que era su forma de manifestarnos que estaba contento, que estaba con nosotros, y que no la liáramos mucho esa noche. ¿Y por qué lo sabíamos? Porque se le torcía un poco el bigote y nos dejó ver una media sonrisa.


¿Algún último mensaje para el equipo?


Y para el equipo daros muchos ánimos, os deseo todo lo mejor. Como he visto en algún vídeo, el sábado os puede cambiar la vida. Creed en ello, pensad en vuestras familias, padre, madre, novia, hijo, os estarán viendo o esperando esa llamada a las 22:00. Y sobre todo creed en vosotros, en el año que lleváis. Lo que ha costado llegar hasta ahí, y en como una afición y una ciudad os va a recordar pasen los años que pasen. Ánimo chavales, mucha suerte, y con dos ...


Artículo Anterior Artículo Siguiente
publicidad